lunes, 19 de agosto de 2013

Review Breaking Bad: "Buried"


Llegamos al episodio 5x10 de la última temporada de una de las series del momento que en seis semanas se convertirá en una de las mejores de la historia. Este capítulo comienza justo donde dejamos el anterior, Walter enfrentándose a una tensa discusión con Hank y Jesse decide repartir millones de dólares por todo el vecindario. ¿Qué cartas moverá Heisenberg para solucionar el problema que él mismo ha creado? Walt lo tenía todo controlado, o eso creía él... Vamos a comentarlo y además os voy a dejar una teoría, objetiva, que me ha dejado el episodio tras verlo.


Heisenberg y Hank, Hank y Heisenberg. El duelo que estamos presenciando en esta última tanda de 8 episodios es sublime, Walter ya no existe para ellos dos, no tiene parte en la disputa. La tensión que hemos podido sentir en este capítulo ha sido tremenda y Hank ha decidido mover ficha, en esta ocasión ha sido mucho más rápido que Walt, pero no por ello ha conseguido ponerse un paso por delante de él, negociar con Skyler ha sido un error, un error que debía cometer, porque es una ficha muy importante, que siempre ha estado en el poder de Heisenberg y Hank no puede cambiarlo.


Skyler duda, pero al final, nada de lo que Hank pueda decir va a lograr que ella entregue a Walter. Se muestra fría y sabe que si entrega a Heisenberg, ella caerá con él, porque después de todo es una cómplice, con mucha implicación, lavando dinero y facilitando las cosas al mayor y mejor traficante de drogas. Hank busca ayuda en su mujer, hermana de Sky, las dos tienen una charla, intensa, en la que se formarán los equipos de "guerra", Skyler seguirá con Walter mientras Marie será la compañera de Hank en la búsqueda y captura a Heisenberg.


Hay dos escenas claves, en la primera podemos ver a Hank reconocer que en el instante que entregue a Walt su historia como policía habrá acabado, necesita una evidencia clara y ésta se le presenta en la comisaría, donde un destrozado Jesse se encuentra detenido, la oportunidad de desenmascarar a Heisenberg se le ha presentado, pero algo me da a mí que no lo conseguirá. La segunda es en la que Walter se derrumba en el baño y le reconoce a Skyler que el cáncer ha vuelto, que ha enterrado el dinero en el desierto, dejándonos con unos números que pasarán a la historia tal y como pasó con los números de Lost: 34, 59, 20, 106, 36, 52. Aquí viene mi teoría sobre el final de la serie...


Hank consigue demostrar que Walter es Heisenberg, Walt muestra su lado más humano, apartando a Heisenberg y decidiendo aceptar que va a morir, pero no por ello va a dejar que sea el cáncer el que lo mate, el mismo ricino que utilizó anteriormente será el que lo lleve hacia la muerte, dándole a Walter una pequeña victoria sobre Heisenberg. ¿Qué pensáis sobre el episodio? ¿Team Hank o Team Heisenberg?


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada